Superación del miedo al tratamiento dental

¿Es la fobia dental un gran problema?
El 12% de la población tiene algún grado de ansiedad acerca de la odontología. La salud oral tiene muchas repercusiones. Además de los obvios efectos en los dientes y las encías, puede afectar a la auto-confianza de una persona. A  veces las personas que descuidan sus dientes pueden desarrollar problemas psicológicos (por ejemplo, personasque constantemente tienen la mano delante de su boca y les da miedo reirse abiertamente. Este tipo de autoimagen, realmente puede impedir a una persona desarrollar toda su personalidad.
 
¿Están los miedos dentales vinculados a otros temores?
La mayoría de las personas con miedos dentales sólo tienen miedo de la odontología. Otras personas tienen temores más generales, y el miedo al dentista es sólo uno más. Un temor común es el relacionado con el temor a los procedimientos médicos en general. Estas personas evitan las inyecciones, los análisis de sangre, y las visitas a los consultorios médicos a menos que sea una emergencia extrema.
Un pequeño número de pacientes han tenido experiencias previas que influyen en su forma de pensar o reaccionar a la odontología. Los eventos asociados a emociones fuertes como el miedo son fáciles de recordar. Una persona que se mete en el sillón dental y lo hace con un estado de ánimo temeroso, puede recordar eventos traumáticos del pasado. De este modo, la experiencia dental puede desencadenar o acelerar las reacciones físicas. A veces la persona ni siquiera es consciente de que le están afectando situaciones del pasado . Una vez activadas, estas reacciones emocionales y físicas se convierten en algo estrechamente relacionado con la odontología. Si una persona tiene ansiedad generalizada o ataques de pánico, puede necesitar ayuda profesional especializada para superar estas condiciones, así como el miedo dental.
 
¿Además de una mala experiencia en el consultorio del dentista existen otras causas de la fobia al dentista?
Por lo general es debido a una creencia falsa. A veces una persona tiene una experiencia que le lleva a querer evitar las situaciones relacionadas y se extiende a la clínica dental. Es natural. Si se experimenta dolor, queremos evitar la situación y lo que no nos gusta. Por desgracia, los chistes, las películas y las historias sobre malas experiencias dentales de una persona pueden ayudar a establecer los mismos temores. Los seres humanos somos así. Nos enteramos de las cosas. Así que si nos enteramos de que un consultorio dental es un lugar de dolor, muchos de nosotros tenderemos a evitarlo.
 
¿Tener  fobia dental puede causar problemas en otras situaciones de la vida?
La mayoría de las personas con fobia dental tienen  lo que llamamos una fobia específica, y está limitado a esta área. Es fácil de tratar. Lo que se ve frecuentemente son personas menores de 30 años con fobia dental porque han escuchado historias de horror a la generación anterior. También vemos cómo los padres pueden pasar por desinformación esta actitud negativa a sus hijos.
 
¿Qué debe buscar un paciente fóbico dental al elegir un dentista?
La mayoría de los odontólogos están capacitados para ayudar a que la gente se sienta relajada. Un buen dentista te hace sentir que él o ella realmente se preocupa por usted. Explican los procedimientos y tratan de ayudar a que se sienta relajado. El dentista debe darle una forma de comunicarse. Busque paciencia, confianza y competencia. Pida recomendaciones. El odontólogo debe utilizar todos los métodos de la anestesia moderna.
 
¿Qué técnicas se utilizan para ayudar a los pacientes a superar sus miedos de la odontología?
Hay que abordar tres áreas:
•    Respuestas corporales y  sensaciones
•    Qué y cómo piensa la persona
•    Patrones de comportamiento a evitar

La sedación por vía oral
El miedo al dentista  es una fobia oculta. Como muchas personas, es posible que se sienta avergonzado de admitir sus miedos y aún más, tenga miedo de afrontarlos. Es posible que ignore que la odontología con sedación es una opción. Con  la odontología bajo sedación, es posible minimizar el miedo y proporcionar una odontología más libre y relajada, libre de dolor.
Ofrecemos la sedación oral para los pacientes con ansiedad dental. Ya no tiene por qué ser cautivo de sus miedos dentales. La sedación oral es segura y permite hacer del tratamiento odontológico una experiencia agradable. Nos tomamos nuestro tiempo para que se sienta cómodo y seguro durante su visita.
 
La sedación inhalatoria
Sedación por inhalación, gas de la risa, óxido nitroso, son los distintos nombre con que se conoce esta técnica. Se considera que es el método ideal de sedación en clínica dental. Es considerada como la técnica más segura, cómoda y fácil de aplicar en clínica dental.
Su utilización facilita un estado de bienestar, reduce las manifestaciones de tensión del paciente y la ansiedad.
Esta técnica se usa habitualmente en numerosos países, entre ellos Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Dinamarca y Australia, entre otros, desde hace muchos años con gran éxito. Países donde el desarrollo de la Odontología es extremadamente especializado y en los cuales se trabaja con sedación inhalatoria de forma habitual.
Presenta un alto nivel de seguridad.