Sistema Ostell

La estabilidad del implante en el momento de la colocación se considera un factor clave en el pronóstico, por lo que es imprescindible un método electrónico para medir dicha estabilidad, especialmente si queremos realizar procedimientos de carga inmediata.
En Clínica Dental Trigémino disponemos del sistema Ostell ISQ , que consta de un instrumento portátil que utiliza una técnica no invasiva para medir la estabilidad inicial del implante en el momento de su colocación y además  monitorizar en el tiempo el desarrollo de la osteointegración.
La medición de la frecuencia de resonancia del Osstell® (expresados en ISQ) dura 1-2 segundos . Los valores clínicos de la resonancia fluctúan entre 50 y 80 (ISQ). Estudios clínicos has demostrado que un valor ISQ >70 al momento de instalar el implante permite instalar el o los dientes en ese mismo momento. Si el valor es más bajo se recomienda esperar un periodo de cicatrización antes de cargalo. Por otro lado, el medir la frecuencia de resonancia en el tiempo, nos permite saber cómo el tejido óseo se ha ido integrando el implante y evitar así potenciales problemas.